El test de placer
Entrevistas
Historias

Betty Hernández / Periodista / Venezuela

Soy periodista, locutora, blogger y emprendedora digital. Me gusta ver la vida con un toque de humor negro y reírme de ella. Estoy aprendiendo a ser un poco más pragmática y a traducir las redes sociales. Creadora de www.lataparadigital.com y amante de Instagram.

5 cosas que no debes decirle a una mujer en Navidad

5 cosas que no debes decirle a una mujer en Navidad

5 cosas que no debes decirle a una mujer en Navidad

Es un hecho: cuando llega diciembre pareciera que los sentimientos se alborotan, el ambiente cambia drásticamente y los encuentros familiares son el escenario perfecto para que “los seres queridos” se tomen la delicadeza de decirle a los demás qué hacer o cómo mejorar en el año que se aproxima.

Siento que -sin ánimos de victimizarnos- en el caso de las mujeres, la situación se torna doblemente pesada. Y es que el peso, la maternidad o el estado civil suelen ser temas recurrentes, al mejor estilo de un Talk Show en la cena navideña: “Me pasas el pavo por favor, por cierto ¿para el próximo año tienes pensado casarte?”.

Es como si un dardo afilado fuera lanzado de forma certera porque no te da chance de reaccionar. Así que, pensando en que podrías ser una de esas personas que pregunta o aconseja “por el bien” de los demás, he preparado una lista de 5 cosas que no le debes decir a una mujer durante “la temporada más linda del año”.

 

1-“Este año… ¿vas a ´encargar´ un bebé?”

Primero: los bebés no vienen por catálogos y segundo, bien sea que ya tengas un hijo o ninguno ¿Por qué un tema tan íntimo debe estar al lado del arbolito de navidad? Así que por favor no menciones el tema de los bebés durante esta fecha.

2- “Pídele al niño Jesús que te traiga un novio”

Uno le pide al niño Jesús otras cosas más divertidas como unos zapatos Christian Louboutin o un viaje a Europa con tu mejor amiga en verano, no un novio. Es mejor que descartes este deseo que le haces a alguna mujer por “su bien”, porque solo demostrará que te quedaste en los años 80.

3- “Ojalá que el año nuevo te haga cambiar ese carácter”.

Muchas veces tener una personalidad definida, con posiciones firmes te convierte en “la loca de los gatos” (con el perdón de los gatos), “la problemática” o “la difícil de la familia”, cuando la verdad es que no es así. Simplemente se trata de respetar las formas de ser de cada persona, entendiendo que no estamos para complacer las peticiones de otros sino las propias.

4- “Deberías comenzar el año haciendo dieta para que pierdas -o ganes- kilos”.

Aún no entiendo por qué durante el asueto navideño las tallas, calorías y peso se convierten en una especie de trending topic. La obsesión recae particularmente en las mujeres de la familia, porque al parecer -para algunas personas- éstas deben tener como intención de año nuevo obtener el cuerpo soñado, no importa conocer si tiene algún problema médico o psicológico que tratar u ofrecer ayuda o acompañamiento, esos detalles parecen insignificantes ante la presión por la apariencia física que se debe obtener para complacer las miradas de los demás.

5- “Espero que en las próximas navidades nos presentes un novio, estamos preocupados por ti”

Sería maravilloso contestarte a ese tío, abuela o hermana que haga esta petición: “Y yo espero no verte en el próximo fin de año” ¿No les gustaría?

Fotos: Unsplash

¿Quieres conocer el blog de Betty Hernández? Dale AQUÍ

Nuestros aliados