Profesora certificada de Yoga, en el estilo de Viniyoga y Yoga Nidra / Panamá

Amante y defensora de la vida, fiel creyente del poder de la sonrisa, de los abrazos, del amor y de la compasión. Madre de tres hermosas almas: Marcello, Lorenzo y Joaquín que decidieron venir a este plano a enseñarme sobre el amor incondicional, la paciencia y que las princesas piratas pueden volar en el lomo de un dragón.

¿Cómo evitar lesiones mientras practicas yoga?

¿Cómo evitar lesiones mientras practicas yoga?

¿Cómo evitar lesiones mientras practicas yoga?

Se puede decir que el origen del yoga data de aproximadamente 3.000 años A.C, otros datos dicen que pueden ser de hace 5.000 A.C, esto es basándose en descubrimientos arqueológicos en donde se podían apreciar figuras de hombres en posturas yóguicas y en meditación.

Hoy en día en los países occidentales, el yoga es visto como una actividad física, un deporte o una técnica de relajación. Y no estoy negando que la práctica de asanas nos ayuda a relajar el cuerpo y que esto requiere de cierto esfuerzo físico; lo que quiero decir, es que la finalidad del yoga va mucho más allá de pararse de manos, porque en realidad el yoga es una filosofía de vida que nos ayuda a crear un estado que nos permite mantenernos en el presente.

No existe un solo significado o definición de lo que es el yoga, lo podemos ver como la capacidad de centrar la mente en un solo punto sin distracciones, el cese de las fluctuaciones de la mente o ser uno con lo divino: Pero el yoga es también una disciplina en la que usamos nuestro cuerpo y la respiración para desarrollar la autoconciencia y la claridad mental.

El yoga nos ofrece innumerables beneficios, pero creo que la mayoría de nosotros iniciamos este camino por la parte física, y como toda actividad física no estamos alejados de sufrir lesiones y este es el motivo que me lleva escribir este post.

Las lesiones más comunes que podemos encontrar son en el cuello, las rodillas, la espalda baja y las muñecas, y éstas podrían ser causadas por repetición, tensión, sobreestiramiento o por no tener conciencia de los límites personales.

¿Pero que debemos hacer para evitar lesionarnos?

Mantén plena conciencia en tu cuerpo

Aprender a escuchar las señales de nuestro cuerpo es lo más importante para no lesionarnos. Cuando estés dentro de una postura de yoga NO debe haber dolor ¡CERO DOLOR! esta es la forma en que tu cuerpo te grita y te dice que estás haciendo algo incorrectamente. Si sientes algún dolor cuando realizas una postura, escucha las señales y deja de hacerla. Esto me lleva al segundo punto.

Ten paciencia

Con una práctica regular puedes llegar a la meta deseada, pero quizás ese proceso de evolución sea lento, así que no esperes resultados rápidos; sé paciente en tu proceso y con tu crecimiento. Si eres constante, lograrás realizar lo que desees.

No fuerces tu cuerpo

Reconoce tus límites, llevar tu cuerpo más allá de lo que puede hacer con posturas que no son las que realizas a diario, podría dejarte una lesión. Diviértete en cada postura de yoga tal y como la realizas hoy, obsérvate, explora cada postura en todos sus niveles y variaciones. Olvídate del perfeccionismo que se ve en las redes sociales, lo que realmente importa es tu evolución, en la persona que eres mientras realizas la postura; se trata es trabajar en una mejor versión de ti misma. No te estoy diciendo que no te exijas durante tu práctica, al contrario, debes confiar en ti y llevarte al límite; te puedes sorprender de lo que eres capaz de hacer, pero porfa, debes estar pendiente y atento a las señales de tu cuerpo. Así que escucha con detenimiento las instrucciones de tu profesor para realizar las posturas.

Observa antes de hacer

Si eres principiante, no te pongas en la última fila por temor a sentirte observada, deja este miedo o pena a un lado y colócate lo más cerca del profesor para que puedas observar bien como se realiza la postura antes de realizarla.

En el yoga no debería haber competencia, no te compares ni intentes hacer la misma práctica que tu amiga que ya tiene tiempo haciendo yoga, nuestros cuerpos no son iguales, nuestros procesos no son los mismos y nuestro crecimiento es individual; mira hacia adentro, obsérvate, contémplate, admírate y no te juzgues, sólo acepta el punto en el que te encuentras hoy.

Todo se resume en dejar el EGO a un lado y ahí está el trabajo del yoga. El ego es la razón de la mayoría de todos los problemas del hombre. ¿Estás dispuesto a soltar tus egos y disfrutar por completo de los beneficios que el yoga tiene para ti?

Estos son los puntos que debemos tomar en cuenta a nivel mental cuando estamos en nuestra práctica de asanas, te invito a estar pendiente de mis redes sociales en donde voy a estar haciendo posteos en vivo, para hablar y demostrar en detalle, cómo realizar algunas asanas y así evitar las lesiones más comunes dentro de esas posturas.

Sea cual sea la razón por la cual empiezas a practicar yoga, sea para ganar fuerza corporal, bajar de peso o para relajarte, la manera de aprender siempre es la misma, y mientras más avances en tu práctica, irás conectando y tomando conciencia del lado sutil, de la energía que habita dentro de cada uno de nosotros; te darás cuenta de que con una practica regular lograrás mirarte y ver todo a tu alrededor de manera más clara y sincera.

Como siempre agradecida por leerme, recibe un abrazo infinito de luz.

Namasté.

Lee también: 11 consejos que te ayudarán a iniciar tu camino en el yoga

Fotos: @MilkaYoga

Nuestros aliados